Suscríbase al boletín informativo
Suscribirse
#248diciembre 2021

Uranium One entró al mercado de litio

volver al Contenido

Uranium One Holding N.V., que forma parte de Rosatom, y la empresa canadiense Alpha Lithium Corporation firmaron un acuerdo para conformar una empresa conjunta para el desarrollo del proyecto de litio Tollilar, en Argentina. Si el proyecto llega a la etapa de extracción, Rosatom se beneficiará por la participación en la economía “verde”, ya que el “oro blanco” se considera un metal crítico para los sistemas de almacenamiento de energía.

Este es el primer acuerdo en la que Uranium One forma parte del capital de una empresa propietaria de los derechos para la exploración y producción de litio. Según el acuerdo, Uranium One adquirirá, por U$S 30 millones de dólares, una participación del 15% en la recién formada Alpha One Lithium B.V. El 85% restante será propiedad de Alpha Lithium Corporation. La nueva empresa conjunta será la única propietaria de la argentina Alpha Argentina S.A., que posee los derechos para la exploración y producción del depósito Tolillar de litio. La licencia incluye diez concesiones con un área total de 27,5 mil hectáreas en el salar Tolillar en la provincia de Salta, en el norte de Argentina.

Esta es una de las áreas más prometedoras, ya que está ubicada en dos «triángulos de litio». Uno está formado por las provincias argentinas de Jujuy, Salta y Catamarca. Es parte de un triángulo mayor de Argentina, Bolivia y Chile. Según estimaciones actuales del Servicio Geológico de EE. UU., los tres países representan alrededor de 50 millones de toneladas de litio de un total de 86 millones de toneladas de recursos que hay en el mundo.

Otra ventaja del proyecto es la ubicación relativamente cercana de la infraestructura de energía y transporte, que es un factor importante que influye sobre el volumen de inversiones en el proyecto.

El proyecto se encuentra en una etapa temprana de desarrollo. El análisis del volumen de exploración, según el informe geológico y los resultados preliminares de la exploración, que la compañía publicó en octubre de 2019, aún es pequeño. En los próximos dos años y medio se prevén trabajos de exploración adicionales, la construcción de una planta piloto de producción y la confirmación de parámetros tecnológicos. También se preparará un estudio de factibilidad para la construcción de una planta de carbonato de litio a gran escala.

La participación de Uranium One en el proyecto sigue siendo pequeña. Sin embargo, la misma puede aumentar una vez finalizado el estudio de viabilidad del proyecto. Si el proyecto muestra la viabilidad económica esperada, la participación de Uranium One, de acuerdo con el acuerdo establecido, podría elevarse al 50% con inversiones de hasta U$S 185 millones de dólares. Cuando se ejerza la opción, Uranium One recibirá el derecho a comprar el 100% de la producción.

El acuerdo también prevé el cumplimiento de condiciones previas, después de las cuales las partes podrán ejercer plenamente sus derechos y cumplir con sus obligaciones.

Estamos muy contentos de poder iniciar la asociación con Uranium One. La capacidad que tiene esta compañía para los proyectos industriales a gran escala y su amplia experiencia global en operaciones mineras y de plantas de procesamiento son invaluables para garantizar el éxito del desarrollo y la explotación de la mina Tolillar”, dijo Brad Nichol, Presidente y Director Ejecutivo de Alpha Lithium.

El litio es un recurso esencial para la economía verde del futuro. El desarrollo de esta línea de negocio es de importancia estratégica para Rosatom. El proyecto en Argentina se ejecutará de acuerdo con los principios del desarrollo sostenible. Planeamos desarrollar el proyecto teniendo en cuenta los intereses de las comunidades locales, utilizando tecnologías innovadoras que respetan el medio ambiente, apoyando programas de cooperación científica y técnica”, dijo Andrey Shutov, Presidente de Uranium One Group JSC (empresa matriz Uranium One Holding NV). También destacó que la empresa está evaluando otros yacimientos de metales raros.

Cabe destacar que Rosatom está desarrollando activamente el área de los sistemas de almacenamiento basándose en el uso de las baterías de iones de litio. La empresa RENERA, que forma parte del grupo TVEL de combustibles nucleares, posee activos de producción en Rusia y Corea del Sur, donde se fabrica la cadena de productos desde celdas individuales hasta sistemas de almacenamiento de energía listos para usar. Además, en septiembre de este año, RENERA anunció que construiría una «fábrica gigante de Rusia», una planta para la producción de celdas de iones de litio y sistemas de almacenamiento de energía en el sitio de la central nuclear del Báltico (CN Baltiyskaya). Se supone que la fábrica comenzaría a funcionar en 2026. La capacidad de la misma será de al menos 3 GWh al año.

El carbonatos de litio es la principal materia prima para este segmento, y el creciente interés en los depósitos de litio está directamente relacionado con la creciente demanda de baterías de litio.

Según la AIE, en 2020, la demanda de litio pasará de 74 mil toneladas a 242 mil toneladas en 2030 en un escenario de referencia y hasta 461 mil toneladas en un escenario de desarrollo sostenible. En 2040, estas cifras aumentarán a 373 mil toneladas y 1,16 millones de toneladas, respectivamente. Los principales consumidores no solo será el segmento de vehículos eléctricos, sino también el segmento cada vez más creciente de dispositivos de almacenamiento de la industria de la energía eléctrica. Son necesarios tanto para las grandes centrales como para la generación distribuida, para poder estabilizar la producción desigual de electricidad generada por las fuentes de energía renovables.

TVEL es la división de combustibles nucleares de Rosatom y uno de los mayores proveedores de combustible nuclear del mundo. TVEL es el proveedor monopolista de combustible nuclear de todas las centrales nucleares de Rusia, reactores de buques y reactores de investigación de Rusia. TVEL suministra el combustible para las plantas nucleares en 15 países, esto significa que uno de cada seis reactores nucleares trabaja con el combustible de TVEL.

Uranium One es un grupo internacional de empresas que forma parte de la gestión del grupo de empresas TENEX de la Corporación Estatal Rosatom, y una de las empresas mineras de uranio más grande del mundo con una cartera diversificada de activos internacionales en Kazajistán, Estados Unidos, Tanzania y Namibia.